lunes, 26 de febrero de 2007

...demasiado sencillo...


Conocimiento.
1. m. Acción y efecto de conocer
Sabiduría.1. f. Grado más alto del conocimiento.
Cultura.
2. f. Conjunto de conocimientos que permite a alguien desarrollar su juicio crítico.


Lo cierto es que cuantas más herramientas tenemos a nuestro alcance para ayudarnos, para saber más, para tener mayor conocimiento de algo, más nos relajamos confiados en la facilidad con que podemos echar mano de ellas y menos nos esforzamos por desarrollar nuestro potencial ( supuesto...), un ejemplo muy tonto pero no por esto despreciable es el uso de las calculadoras, si nos paramos a pensar un poco la verdad es que es una herramienta fabulosa y muy cómoda pero bien es verdad que cuando no la tienes a mano la operación aritmética más sencilla no es que nos cueste es que nos hace dudar...

También sé, no se me amontonen, que ese potencial es el que hace que nos rodeemos de esas herramientas o de otras porque además creo sinceramente que no es más inteligente el que más sabe sino el que más recursos tiene... pero también es verdad que en aras de esos recursos/herramientas hay veces que las nuestras ( herramientas) sufren un serio descalabro, sin ir más lejos yo no soy nadie sin mi agenda en la que apunto desde las tareas del día, citas y cosas pendientes ( esta lista cada día es más larga...) hasta la lista de la compra es, como decirles...una seguridad de que no voy a olvidar nada, si no da tiempo se pasa al día siguiente y esto me da seguridad, pero claro mi pobre memoria intuyo que se debe resentir porque mi desprecio hacía ella es considerable y no la tengo mala pero... no me fío.

Resultaría curioso que si pudiéramos, que francamente no creo; ¡oye o igual sí!, estar unos cuantos días sin agenda, de la electrónica (¡Qué horror de invento!) o de la mía (hay un cierto romanticismo en la escritura convencional que me atrae mucho...el tipo de grafía tan personal en cada uno...), sin calculadora, sin Internet ( que hay que ver lo sencillo que es todo con esta macro enciclopedia/diario/BOE/legislación/etc/etc/...), nunca había sido tan fácil saber o informarte sobre algo, clicas y ( sorprendentemente) está..., pero como ya digo sería muy curioso ver que sería de nosotros cuando además todo “es para ayer”. que pasáramos al menos un día, sólo uno sin todas estas herramientas, yo creo que las calles estarían llenas de gente con cara de ¡Diossssss que desastre!, como si en realidad los que mandaran sobre nosotros, sobre el ser superior que es el ser humano, fueran ellas y no al revés y esto partiendo de la base que el inventor de todos estos ingenios a lo largo del tiempo siempre ha sido un ser humano...¿o no?

Ojo que no estoy negando la utilidad de estos medios ni mucho menos, de los que día a día me sirvo y muy bien por cierto, que me facilitan la vida no saben ( aunque yo creo que si ) hasta que punto y que hacen que mi trabajo sea mucho más efectivo, simplemente me permito esta reflexión porque a ver si tontamente comienza a cambiar nuestro diseño físico, se nos empieza a atrofiar lo que no utilizamos o...empezamos a desarrollar lo que utilizamos más...

¿Recuerdan lo del dedo pulgar?...¡Caray!

11 comentarios:

Tamaruca dijo...

Mmmm... Sólo uso agenda para el trabajo. Me reconozco una inútil sin calculadora electrónica (¿Como coño se resolvían los logaritmos sin ella?) pero el resto de la vida me zambullo en el caos.

;)

Dr. Strangelove dijo...

Esa reflexión la tengo muy en cuenta a diario. Y reconociéndome un asiduo a esas herramientas que mencionas desde siempre, aún mantengo además de buena memoria, el sentido común y la facilidad de escapar de ellas con asiduidad. De vez en cuando necesito huir, alejarme del mundo conectado por un cable, de teléfonos, ordenadores...

También soy amante de la escritura manuscrita, que cada vez está más devaluada, y mucho más satisfactoria que el mecánico teclado.

Besos de lunes.

elperdedor dijo...

Le contesto aquí, si quiere, pero no se preocupe tanto, que importa más el qué que el cómo o el cuando. Gracias por sus comentarios, y mejor, por sus visitas. Se está demasiado solo en el ciberespacio (que palabreja esta).

Víbora dijo...

"conocer" es el objetivo que más aviva el ingenio del hombre, especialmente durante la adolescencia y la juventud (mental).
Claro que me refiero a "conocer" en sentido bíblico.

e-catarsis dijo...

Tamaruca, ni idea supongo que sudándo mucho, me apunto al club de fans del caos :P

A esto me refería Doc, y es verdad que hay veces que es bueno alejarse un poco, yo diría que incluso muy bueno. Pregunta:
Lápiz, Boli o estilográfica???

El perdedor, la soledad y el
ciberespacio (extraña palabra, si) me temo que son "quasi" sinónimos ;-)

Víbora, sin duda coincido contigo en que "conocer" nos estimula y los estímulos son buenos porque sin ellos corremos el riesgo de caer en la indolencia, por eso es necesario conservar intacta la curiosidad. :))

Dr. Strangelove dijo...

Le contesto: el lápiz me encanta, pero suelo utilizar un Pilot o similar. La estilográfica la dejo para cuando dibujo (a plumilla) muy esporádicamente.

Contestada queda.

Besos

Alvargonzalo dijo...

Son un tributo, pero otras posibilidades de nuestro tiempo resultarían difícilmente alcanzables sin esos cachibaches.
¿Escritura manual? Por supuesto, también, hasta con pluma y tintero.

Corpi dijo...

Estoooooooo, quería decirrrr, estooooo, a sí, que... (tictac tictac...) que estoooo, a sí, que lo que no se usa se.... estoooooo, se atrofia.

e-catarsis dijo...

Doc, usted como siempre muy amable, gracias por contestar :)), no sé de donde saca el tiempo para dibujar a plumilla...esto me lo tiene que contar...o pasarme su organigrama de tiempos y tareas porque yo...no llego

Alvargonzalo, totalmente de acuerdo con su apreciación y nada despreciable el tiempo que ganamos para invertir en otras cosas

¿La pluma es de oca holandesa? :P

Corpi....ha empezado la cuenta atrás... :D

apesardemi dijo...

Estoy muy de acuerdo con tu reflexión.

Nos hemos acostumbrado de tal manera a esas potentes y maravillosas herramientas que sin ellas estamos muy mermados. Apenas recuerdo números de teléfono, realizar una operación matemática sin calculadora se ha convertido en una proeza, nunca hemos tenido tanta y tan rápida información a nuestro alcance, ...

Es una forma de evolución que nos hace depender, cada vez más, de sofisticadas máquinas. Si un día fallan -que lo harán- nos vamos a sentir muy torpes.

Algunas "excentricidades": escribo con pluma, me encantan los buenos cuadernos y escuchar el rasguño del plumín sobre el papel, no soporto los libros electrónicos, me encanta perderme (andando o en coche) y deambular sin saber dónde estás, encender artesanalmente una chimenea, ...

Buena reflexión )) Un beso

e-catarsis dijo...

En ese sentido iba la reflexión Apesar..., no creas que las desprecio de hecho no sabría que hacer sin ellas, bueno sabría pero todo me resultaría más complicado.

Esas "rarezas" que me cuentas son sencillamente estupendas, no he podido escribir nunca con pluma, me falta serenidad y aprieto demasiado, el plumín se tuerce...en fin, me gustan los lápices esto sí porque...se puede borrar :P; el papel me merece mucho respeto, una hoja blanca me cuesta emborronarla...prefiero el Word, este no me da ninguno y lo de "perderse" esto si que lo hago a veces incluso de manera inconsciente;-))...en fin

Saludos y gracias ( se te echa de menos por tu casa):))